jueves, 3 de marzo de 2016

Degradead - Degradead (2016): Crítica del disco Review



por Marco Antón (@Antoncastle66)



Degradead es una banda de death metal melódico originaria de Estocolmo. Se formaron en 2001 y desde entonces se han venido dando varios cambios en la banda hasta el verano de 2004 donde ha permanecido estable el conjunto actual. El álbum debut titulado Til Death Do Us Appart fue publicado en 2008.


En 2001 se formó el grupo con David Szücs y Fredrik Johansson junto con Michel Barzen, Kenneth Helgesson y Jesper Bronner. Ese mismo año grabaron su primera maqueta y se convirtió en otra antes de que el cantante Fredrik Johansson terminará su relación con la banda. En 2003 se unió el actual vocalista Mikael Sehlin a la banda. En esta formación la banda grabó otro demo antes de Jesper Bronner partiera y Anders Nyström (homónimo del guitarrista de Katatonia, sin ningún parentesco) se uniera a la agrupación. En los años de 2000 a 2006 grabaron con el nombre de Septima dos demos. En la primavera de 2007 la banda firmó con su actual manager Janne "Trotter" Lundqvist. Al mismo tiempo, la banda obtuvo complicaciones legales con el nombre de la banda y decidió cambiar su nombre a Degradead.




Degradead fue durante un tiempo objeto de atención por parte de Jesper Strömblad, un miembro de In Flames. Se puso en contacto la banda en 2007 para ver si estaban interesados en la grabación de su álbum de debut en SI estudios, en el cual Jesper sería el productor. La banda aceptó y grabó su primer disco así empezó el andar de los jovenes suecos. El álbum fue producido por un equipo llamado HORDE que consiste en Jesper Strömblad, Björn Gelotte, Peter Iwers y Daniel Svensson, todos los miembros de In Flames. En diciembre de 2007 firmaron un contrato con el sello discográfico Dockyart y finales de enero de 2008 lanzó el álbum debut. Actualmente regresaron una poderosa producción de nombre homónimo en éste 2016 bajo el sello Metamorphik Records, el cual es visto como un renacer de la banda ya que vienen con una excelente propuesta entre el Power Metal y el Death Metal melódico de la vieja escuela, vamos, para ponérselos en sintonía, la banda suena como nos hubiera gustado que siguieran sonando los In Flames o los Dark Tranquility por ejemplo, con el sonido “Gotemburgo” que en los ‘90s dieron días de gloria a diversas agrupaciones.




11 son las canciones que integran éste disco de un estupendo nivel en cuanto a producción, la mezcla de las canciones, del sonido potente en los instrumentos, así como en las voces guturales y melódicas que van a la par de manera perfecta en cada pieza que ninguna de ellas representa algún punto flojo. Seguramente vas a disfrutar todos y cada uno de los cambios de ritmo con las guitarras de David Szücs y Anders Nyström que son de lo más adictivas que hayas escuchado en una banda de metal por ello, al darle play al disco te van a atrapar esos riffs disparados por las guitarras de la banda en todo momento acompañados por la rudeza de la voz con Mikael Sehlin, los coros con las dobles voces (la melódica y la gutural) disfrutando canciones de excelente manufactura como “Afterlife”, “Victimize”, The Blinding Crusade”, “The Extinction” o “Dark Veil” es decir más de la mitad de los tracks que comprenden el disco. Otro punto fuerte de la banda es el manejo de los golpes y compases de la batería de Amit Mohla a doble bombo que no se detiene nunca, o el bajo de Michel Bärzén con le da el soporte a los grandes solos de guitarra y cambios de ritmo de las mismas. Es una interesante banda que entre las producciones actuales sorprende por su frescura en cuanto al sonido a la vez que rememora discos de paisanos de la segunda mitad de los años ‘90s.

Es una sorpresa para la escena europea y mundial que bandas como Degradead nos mantengan con los oídos atentos a un álbum que desprende diversas habilidades musicales que dejaran satisfecho hasta el más exigente metalhead tanto de la “vieja guardia” como de las nuevas generaciones, estoy seguro que estará entre lo mejor del año cuando finalice éste 2016.






Marco Antón

No hay comentarios:

Publicar un comentario