martes, 16 de mayo de 2017

Crítica de "Catarsis Rocksteady" (libro de Lutxo Pérez, 2013): Charla con su autor


por Tony Soulman




CATARSIS ROCKSTEADY” es el primer libro del periodista vallisoletano Lutxo Pérez* (@lutxo_2073). La publicación nos sitúa directamente en plena isla de Jamaica para ser testigos privilegiados de la historia musical jamaiquina, situando el período entre 1966 y 1968 como punto de referencia. A raíz de este lanzamiento, me puse en contacto con el autor, que se vio más que feliz en compartir algo de su amplio conocimiento del género y algunos párrafos de su libro que citamos en forma textual mientras escuchamos algunos de los dulces sonidos del rocksteady.



Si tu única referencia musical jamaiquina es Legend, de Bob Marley, te estás perdiendo mucho. El rocksteady es el estilo musical que se registró en Jamaica entre los años 1966 y 1968. Según nos explica Lutxo, la principal diferencia entre el rocksteady y su género antecesor, el ska, es el tempo, que se ralentizó notablemente, y en la introducción de patrones de bajo que tocaban notas agrupadas. Sin embargo, "la frontera con el reggae es mucho más borrosa y difícil de explicar" -nos cuenta. "Hay muchas opiniones y farragosas explicaciones técnicas al respecto. Pero, como me comentaba un músico hace bien poco, los jamaiquinos entienden esos cambios estilísticos de una forma más natural."

Además de funcionar como guía de escucha por los principales artistas y casas discográficas del estilo, el libro repasa biografías de las personalidades del negocio musical de la época: estrellas, músicos de estudio, productores.




Con su pluma refinada, Lutxo Pérez también abre su corazón y habla de cómo las canciones han incluido en su vida. Lutxo asume que aquellas canciones mas relevantes por cuestiones históricas en general le aburren. "Lo que realmente me gusta del rocksteady -dice- es que no dejo de descubrir nuevos temas que me flipan. Algunas de las últimas, ‘Warlord’ y ‘Voodoo Moon’ de los Soul Brothers. Ahora estoy dando bastantes vueltas a ‘I Can’t Help It’ de Glen Adams, ‘Hey There Lonely Girl’ de los Minstrels, ‘I Love You True’ de Joya Landis y ‘Pearl’ de Alton Ellis".

En cuanto a los pilares o personajes cruciales para el estilo, Lutxo no duda: "diría que ese fue el guitarrista de Trinidad Lynn Taitt. Además, era el líder de los Jets y ejerció de arreglista en muchísimas sesiones de las principales casas discográficas. Otros que te podría agregar, no creo que sean los más importantes, sino los que más me gustan... Entre los que cantan, están Millicent Todd, Prince Buster, Phyllis Dillon, Slim Smith, Ken Boothe, Desmond Dekker, Alton Ellis, The Techniques en cualquiera de sus formaciones, Roy Shirley, Derrick Morgan, The Heptones, The Paragons, Delroy Wilson… Pero también hay instrumentistas sin los que no entiendo esta música como Lynn Taitt, Gladdy Anderson, Jackie Mittoo, Tommy McCook, Roland Alphonso, Bobby Ellis, Val Bennet, Jo Jo Bennet… Y los duetos son una de las mayores fuentes de placer que me da el rocksteady: Lloyd & Glen, Alton Ellis y Phyllis Dillon; Stranger y Patsy, John Holt y Joya Landis, Phyllis Dillon y Hopeton Lewis..."




Siguiendo con la charla, el autor defiende la idea de que el rocksteady supuso la edad dorada de la música en Jamaica. "Fue una época clave para la historia musical de la isla: sentó las bases de muchos conceptos técnicos claves para épocas futuras, presenció la eclosión de una nueva generación de productores independientes y coincidió con el comienzo de la conquista jamaicana de los mercados internacionales". Lutxo define al rocksteady como una música que posee una "sensibilidad única. Es algo difícil de explicar que supongo tiene que ver con cómo vivimos cada uno la música".

Pérez explica que la Casa Studio One, fundada por Coxsone Dodd, fue la escuela musical de toda una generación de artistas jamaicanos (Bob Marley incluido) a principios de los 60. Treasure Isle, propiedad de Duke Reid, no obtuvo los éxitos de la empresa de Coxsone los días del ska, pero es la mayor factoría de éxitos del rocksteady. "En 1959, Coxsone, Duke y Prince Buster fueron los tres primeros productores de la isla que se lanzaron a comercializar discos."

Pocas experiencias de la melomanía son tan satisfactorias como mancharse los dedos de polvo con una buena pila de los singles que Jackie Mittoo y sus Vendors registraron en Studio One. Trece de aquellas canciones fueron recopiladas en el estupendo elepé instrumental Evening Time (1968).
Catarsis Rocksteady, capítulo 6, página 72

Web oficial del libro:

www.33series.net


Listas de temas publicadas por el autor:

spoti.fi/WPUiCf
spoti.fi/141HaMv
open.spotify.com/user/lutxo73-


Compartimos algunos de los temas mencionados en la nota:

Alton Ellis and Phyllis Dillon - Why Did You Leave Me To Cry
Derrick Harriott - Do I Worry
Phillis Dillon - Get On The Right Track
Glen Adams - I can't help it
Jackie Mittoo and the Soul Brothers - Voodoo Moon
Joya & John - I'll Be Lonely
Lloyd & Glen - Rudies give up
Lloyd & Glen - You Won't Regret It
Lloyd Robinson - No More Trouble
Minstrels - Hey there Lonely Boy
Norma Frazer - Respect
Sir Coxone's Answer Riddim Mix (studio one)
Stranger And Patsy - Your Photograph
The Gaylettes - That'ss How Strong My Love Is
The Soul Brothers - Warlord
Uniques - My conversation.

Características del libro:

Precio: 15 €
304 páginas (20 capítulos más 4 capítulos de anexos)
Tamaño: 210 x 148 mm
Portada y contraportada a todo color.
Gramaje del papel interior: 110 gr.


*Luxto Pérez es periodista y, como tal, ha trabajado en radio, televisión e internet. Durante cuatro años, ejerció como portadista y redactor de la edición digital de Faro de Vigo. Como crítico musical, ha escrito sobre hip hop, soul, funk, reggae y otros sonidos negros en Spinner España y Serie B. Además, compartió micrófonos en Irola Irratia y Radio Piratona, y ha dejado tres blogs por el camino. Este es su primer libro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario