martes, 31 de enero de 2017

Nina Simone - Wild Is The Wind (1966): Crítica review. Disco completo


Por Antonio Novo Medinilla




La gran Nina tenía la capacidad para cantar blues como Billie o jazz como Ella. Pero el hecho de que, estilísticamente hablando, no fuera tan consistente como ellas supuso un gran obstáculo en su carrera e hizo que muchos críticos la subestimasen.  Sin embargo, a mediados de los años 60 se había demostrado  a sí misma que podía sentirse igual de cómoda en los mundos del jazz: Broadway, el góspel, el pop y el folk, y era capaz de crear una música satisfactoria, a la par que desconcertante, allá donde iba.



Wild is the Wind no es sino el ejemplo de esta maravillosa variedad. Esos once temas que componen el trabajo te hacen viajar por distintos estilos y emociones. Nina Simone se muestra en el primer tema, que hace del más melancólico siguiente canción que su voz resultase todavía más devastadora. Nina mejor interpretación cuando se preocupa principalmente en satisfacerse a sí misma. Destaca el tema que da título al álbum, que constituye una canción de amor que está entre lo mejor de su repertorio.


Full album:


              






No hay comentarios:

Publicar un comentario