martes, 20 de diciembre de 2016

The Rolling Stones - Out of our heads (1965) y "Satisfaction": Crítica review


por Tony Soulman




Out of our heads fue sin dudas un disco bisagra para The Rolling Stones. Para 1965, el mercado de la música pop era aún algo muy endeble pensando en el futuro, digamos una moda pasajera. La explosión vino con una canción original que Jagger y Richards escribieron: "(I can't get no) Satisfaction,". En ese track, Jagger encuentra el traje para el personaje que estaba naciendo; Keith Richards asume el mandato de convertirse en Rey del Riff y el resto de la banda sostiene con una justeza rítmica y matices muy apropiados. “Satisfaction” pega una patada a la estantería etiquetada como "Moda Pasajera" y consolida las cosas. La canción desafía al sistema y The Rolling Stones se visten de héroes de los adolescentes y representantes de esa contra cultura y desde el título del disco lo asumen: "Sí, es cierto. Estamos tan locos como todos piensan y tal vez estemos un poco drogados ("Out of our heads" se podría traducir como "De la Cabeza").




“Satisfaction” es sucia, pendenciera, blusera, un clásico de una era, una fórmula que sería reciclada una y otra vez por cientos de bandas alrededor del mundo, la número 1, la marca registrada de los Stones. En su libro "LIFE", Keith Richards explica que "Todo fue cuestión de usar un pequeño pedal, el pedal de distorsión Gibson que acababa de salir hacía poco. Me estaba tratando de imaginar un arreglo de vientos, lo grabé para luego usarlo como referencia. La distorsión sirvió para darle algo de forma de lo que después serían los vientos, que nunca se grabaron. Quedó un sonido que no se había oído jamás en ninguna parte y fue lo que captó la atención de todo el mundo. Andrew Oldham la sacó sin consultarnos mientras estábamos en la carretera, la escuchamos por primera vez en una radio perdida en Minnesota, la mezcla aún no estaba terminada! A los diez días eramos número uno en todo USA.... Pasaron mas de diez años hasta que la empezamos a tocar en vivo, porque no lográbamos hacerla sonar como nosotros queríamos."




Otis Redding en el 65 y Aretha Franklin en el 67 hicieron su cover de "Satisfaction" y legitimaron de alguna manera a The Rolling Stones dentro de la música negra.




En Out of Our Heads, los Stones eligen artistas de R & B americanos, desconocidos para muchos adolescentes blancos en esa época. El disco posee crudas versiones de "Mercy Mercy" (Don Covay), "That's How Strong My Love Is" (Otis Redding), "Good Times" (Sam Cooke), "Cry to Me" (Solomon Burke) y "Hitch Hike" (Marvin Gaye). El disco fue grabado en los estudios Chess de Chicago, Regent Sound Studios de Londres y RCA Studios en Hollywood (allí fue grabada "Satisfaction"), así como también una versión en vivo de "I'm Allrigth" de Bo Diddley. "The Last Time" y "Satisfaction" son los únicos temas del disco que llevan la estampa "Jagger / Richard" (Richard sin "S" final, pues en esa época Keith estaba peleado con su padre y decidió modificar su apellido). Mick y Keith se sentían inseguros como dupla compositiva y eligieron usar el seudónimo "Nanker Phelge" para otros temas: "Play With Fire," "The Under Assistant West Coast Promotion Man".




Nada fue igual luego de este disco. Los Stones harían mejores discos con el correr de los años, pero sin dudas, hay un antes y un después de Out of Our Heads

Escuchar el disco en spotify!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada