domingo, 18 de febrero de 2018

Quinto capítulo de los "pensamientos estrangulados" de E. M. Cioran



Se veía venir, y mira que me lo advertí: dije que quizá después de ese tercer capítulo dedicado a escoger algunos de los "pensamiento estrangulados" de mi idolatrado Cioran vendría un cuarto, y hete aquí que sin darme cuenta ya estoy escribiéndolo. Son articulillos de tres al cuarto, como veis, con una introducción mínima que haría vomitar al idolatrado susodicho, pero uno, en Filosofía al menos, no puede desarrollar mucho más de lo que sabe, que es poco tirando a nada ("tirando a nada", madre mía). "Importa lo que hay debajo", que es como se defendía siempre un amigo mío de rostro poco agraciado cuando se lo echaba en cara (lo de la cara suya) una damisela nocturna cualquiera. En fin, que los pensamientos escogidos me parecen la repera, de una lucidez extraordinaria, y por eso pierdo mi valioso tiempo vital en traerlos a este cuaderno de bitácora (qué bien suena, ¿verdad?): me mueve esa voluntad que me sale de los cojones del alma (que diría MH). ¿Habrá un quinto? Chi lo sa?

Pensamientos estrangulados Five:

Cuando Pirrón dialogaba con alguien, si su interlocutor se iba, continuaba hablando como si no hubiese pasado nada. Sueño con esta fuerza, de indiferencia, con esta disciplina del desprecio, con una impaciencia de trastornado.

---------------------------

El sueño serviría para algo si, cada vez que se duerme, se ejercitase uno en verse morir; al cabo de algunos años de entrenamiento la muerte perdería  todo prestigio y ya solo parecería un formalismo o una lata.

---------------------------

La crueldad, nuestro más antiguo rasgo, es rara vez calificada de adoptada, simulada o aparente, denominaciones propias, por el contrario, a la bondad, que, reciente, adquirida, carece de raíces profundas: es una invención tardía, intransmisible, que cada uno se empeña en reinventar y no lo logra más que por fogonazos, en esos momentos en que la naturaleza se eclipsa, en que uno triunfa sobre sus ancestros y sobre uno mismo.

-----------------------------

Es parloteo toda conversación con alguien que no ha sufrido.

-----------------------------

En teoría, me importa tan poco vivir como morir; en la práctica, estoy desgarrado por todas las ansiedades que abren un abismo entre la vida y la muerte.

Los animales, los pájaros, los insectos, lo han resuelto todo desde siempre. ¿Por qué intentar hacerlo mejor? A la naturaleza le repugna la originalidad, rechaza y execra al hombre.

-----------------------------

El tormento es para algunos una necesidad, un apetito y una realización. Se sienten disminuidos en todas partes, salvo en el infierno.

-----------------------------

El envidioso no te perdona nada, y envidiará hasta tus descorazonamientos, hasta tus vergüenzas.

------------------------------

Mediocridad de mi pesar en los entierros. Imposible compadecer a los difuntos; inversamente, todo nacimiento me precipita en la consternación. Es incomprensible, es insensato que se pueda enseñar un bebé, que se exhiba ese desastre virtual y que se alegre uno de él.

ZR

No hay comentarios:

Publicar un comentario