domingo, 10 de noviembre de 2019

Crítica de la película LOS MERCENARIOS (Sylvester Stallone, 2010): Reseña


by King Piltrafilla (@KingPiltrafilla)




Os quisiera recomendar esta película titulada originalmente The Expendables (Los mercenarios es versión española), una cinta cuyo -¿único?- mérito es el de haber juntado a Stallone, Rourke, Li, Statham, Willis... e incluso Schwarzenegger. En ese sentido, creo que The Expendables será recordada en el futuro por haber reunido en una escena a Terminator, Rambo y John McClane, con un diálogo entre los dos primeros cargado de guiños a sus respectivas personalidades y carreras.






Eso sí, podría haberse aprovechado la efeméride para dar a luz un cruce de palabras con mucha más garra, humor e ironía, pero es verdad que tampoco podemos exigirle tanto a una cinta como esta. La historia que nos cuenta la peliculilla de marras es la de un grupo de mercenarios al que contrata la CIA para eliminar en un país bananero sudamericano ficticio a un General dictador y al antiguo agente especial del FBI que le controla para utilizarle en su particular cruzada por convertirse en un capo del narcotráfico en la zona.


´




Parafraseando a los Rolling Stones os diré que The Expendables solo es pirotecnia, but i like it! Por supuesto, amiguitos, aquí no hay un argumento inteligente ni interpretaciones emocionantes ni personajes complejos, no; aquí hay peleas a cuchillo, disparos, Harley-Davidsons, artes marciales, músculos, rock’n’roll, sangre, sudor y testosterona que era precisamente lo que Stallone perseguía a la hora de poner en marcha un proyecto que hubiese sido mejor aún –no en calidad, pero sí en lo que importa en esta cinta, que no es otra cosa que reunir a los iconos del cine de acción moderno- si Jean Claude Van Damme hubiese aceptado la propuesta de Sly. Total, piltrafillas, una recomendable película de acción para hombres –lo siento, chicas- para disfrutar con amigotes, cervezas y patatas fritas. Puro divertimento básico para usar y tirar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario