miércoles, 15 de junio de 2016

Red Hot Chili Peppers - The Getaway (2016): Crítica review


Erick Delgand



Ya han pasado 5 años de aquel I'm With You en el 2011, que para mí personalmente fue una perfecta decepción, incluso no lo volví a escuchar jamás, y no hay cosa que más rabia me dé que un grupo al que admiras y te tarde 5 años en sacar un álbum, te decepcione de manera superlativa.

Es curioso cuando hordas de fanáticos quieren defender una obra mala, utilizan una palabra de moda que escuchas por todos lados, lo que ellos llaman "evolucionar" y con esa palabrita excusan cualquier disco, al que en otros tiempos lo llamarías malo, horrible, influmable, apestoso, basura y demás calificativos, que como cualquiera en el planeta Tierra utilizaba, generalmente, para calificar un disco. Hoy por hoy no existen discos malos, existen discos en el que dichos artistas "evolucionan" hacia otros lados, ramas, desvíos y demás afluentes que se te puedan ocurrir, sin decir nunca la palabra "malo"...




Dicho esto, cuando más crítico soy con la obra musical de alguien es con el grupo o artista que más admiro, y más me ha gustado su carrera musical, y realmente espero trabajos de artistas con verdaderas ansias, de cuándo volverán a sacar algún disco nuevo o con qué me sorprenderán ahora... Pero cuando me evolucionan de manera negativa, me cabrea, me incomoda y me siento estafado como fan hacia ese artista, e incluso me dejo llevar por sentimientos que nadie quiere oír, pero el dar una crítica ,de manera tan personal, a veces te dejas llevar por el corazón y no por lo que los demás quieren oír, te hace dar una muy sincera opinión de un disco.

The Getaway es el undécimo álbum en estudio del grupo, y después de 20 años no cuentan en la producción con Rick Rubin, sino con Danger Mouse.




Según Red Hot Chili Peppers, el álbum fue una experiencia difícil de sobrellevar. Del disco escribieron entre 20 y 30 canciones, preparados para entrar en producción y terminar el disco. Flea fue a hacer snowboard y se rompió el brazo, se quedaron sin productor y cuando Flea se recuperó, despues de 8 meses, apareció Danger Mouse y le dijeron "Tenemos todas estas canciones", y él dijo: "Bien, dejemos todas ahí y vamos a hacer más", y empezaron a hacer un disco nuevo, del cual 10 de las canciones del álbum son del segundo proceso con Danger Mouse, y del que nos quedaremos con ganas de cómo hubiera sido el disco que realmente iba a salir en el 2015 con Rick Rubin, pero que jamás vio la luz.

Pero vayamos por temas:

The Getaway: Cuando la escuché la primera vez enseguida vi su sencillez y me dije para mí mismo ''como esta, RHC ,pueden hacer 300 sin ningún tipo de problema". El problema en el que me vi al escuchar la canción, es que la carrera de RHCP nunca la he seguido por la época de John Frusciante, pero he de decir que irremediablemente le eché mucho de menos a partir de escuchar esta canción, esos solos de John, esas rarezas, por debajo tan propias de él, esas melodías tan de su marca, y ya no os digo imaginándome a Dave Navarro haciendo lo suyo......no sé,...no me pareció mala, sino una canción más bien de relleno para acabar el disco

Dark Necessities: Me pasa un poco lo mismo que como la anterior, aunque con un ritmo a lo Flea al bajo que le da su salsa y sazón, pero sigue la simplicidad guitarrera a la que no estamos muy acostumbrados con RHCP, pero no está mal; estribillo típico de RHCP, pegadizo y tierno, unas melodías simples y una batería que aún no sé si es caja de ritmos o es Chad que de manera obligada ha dado ese sonido tan malo a las baterías. Es otra que no está a la altura de lo mejor de RHCP, pero sí a la altura de lo pasable o aceptable.

We Turn Red: Me traslada constantemente a la época de Blood Sugar, y algo de la de Mother's Milk, de los 3 singles previos al disco, este es el que más me gustó.




The Longest Wave. Melodía lenta, siempre con ese sonido a las lentas de Blood Sugar, un sonido limpio, se te parece a unas cuantas de RHCP; la base rítmica es pobre, carece de alma, Anthony Kiedis da los mismos acordes vocales de siempre, se repite en exceso.

Goodbye Angels: Claramente esta podía haber sido otro single de promoción, estás esperando esa explosión que nos dan en la cabeza con todo lo que tienen, no está mal, no desagrada, echas de menos una buena guitarra cañera y un buen pedazo de solo que te suene heavy, pero es de las mejores del disco, por no decir la mejor.

Sick Love: Por lo visto en esta canción toca Sir Elton John el piano, pero hay que estar muy pendiente de él porque pasa totalmente desapercibido, como en todas el que parece que hace nada más lo suyo es Anthony Kiedis, unas guitarras simples y una base rítmica pobre, otra más parecida a el aura en el que va el disco, está bien.

Go Robot: Una apertura de Flea tipo discoteca de años 80, con efectos que no vienen mucho a cuento, más bien sobran, realmente me empalaga Anthony Kiedis, estoy esperando algunas guitarras dignas de nombrar, pero como en todo el tema parece de un principiante, dando toques discotequeros que ni suenan a discoteca.

Feasting on the Flowers: Un ritmo extraño de guitarra, siguiendo toda la pauta idéntica a lo largo del disco: paradas de 3 acordes, estribillo sello de RHCP y las guitarras pobres, en exceso efectos queriendo lograr una atmósfera, pero más bien suenan descolocados.

Detroit: Te traslada a las épocas de Blood Sugar, al fin oigo a Chad por el fondo dando algún platillo y dando base rítmica al tema, de la que hasta ahora había brillado en su ausencia, no está mal, al menos se han complicado un poco mas la vida en su composición.

This Ticonderoga: Una apertura distorsionada de guitarra extrañísima, un remolino circense de cosas extrañas y una parada tranquila que aun es más lo anterior. El esfuerzo Josh Klinghoffer, por destacar; es pésima.

Encore: Dios, ya a estas alturas del disco otra igual, otra en la que nos ofrecen un tanto de lo mismo. Los mismos estribillos, los mismos latiguillos vocales que nos está dando en todo el disco, las mismas guitarras con el mismo chorus y el mismo eco simple que da en todo el disco.

The Hunter: Apertura de piano, un aura a lo psicodélico, pero que no llega, parece que intencionalmente les falta ganas para interpretar el tema, raro, extraño, simple, pero al menos Anthony nos da otro tipo diferente de expresar sus melodías; al menos es diferente, cosa que  se agradece.

Dreams of a Samurai: Y llegamos al final del camino, al final del disco, y curiosamente me encanta esta canción, ¡estoy oyendo a Flea'!, un clímax extraño pero muy bueno, un gua gua, una distorsión espacial y un Chad que también está ahí. Es el tema que más me gusta del disco.


Un disco en el que hay mucho en ausencia, Chad Smith hasta el ultimo tema del disco no lo oyes. En el resto de los temas, sospecho que sea una caja de ritmos la que acompaña al resto de las canciones, pues Flea ni se siente a lo largo del disco, salvo 2 o 3 puntazos en el que solo dices que está ahí, pero sin destacar como nos tiene acostumbrados a como es él, un torbellino de manos salvajes y siempre intranquilo, imparable en quedarse quieto, pero que en este disco pues que parece que no está. Anthony Kiedis empalaga a lo largo y ancho del disco, melódicamente muy repetitivo, y muy en exceso los típicos coros y ya el Josh Klinghoffer, que siempre hace lo mismo: le falta imaginación y le viene grande RHCP. Creo que solo da lo que puede, que no es capaz de ir más allá como hacen los Chilli Peppers, y técnicamente es un guitarrista limitado para RHCP, no como sus antecesores con son verdaderos locos, y experimentales con sus guitarras.

Un trabajo que me agrada más que su antecesor, una producción que no me gusta nada, ya que para mí es pésima, un disco que sigue la honda en la que nos daban con su anterior trabajo, un disco en el que se echa de menos muchas cosas de RHCP, y que sin llegar a ser pésimo, sí muy irregular y no es un disco que te haga saltar y ni vibrar como ellos tan bien saben hacer.

Un disco, como se dice de algunas películas, que está bien para pasar la tarde del domingo... pero no para el sábado por la noche con los colegas.

MB

25 comentarios:

  1. Un disco pésimo, me da pena decir esto pero es una gran decepción. Espero que recuperen los temas que tenían y Rick Rubin pueda arreglar esto.

    ResponderEliminar
  2. coincido con la critica totalmente.disco aburrido y el guitarrista no funciona con red hot chilli,el disco es igual de malo que el anterior.......donde estaran esos temas guardados del que hubiera sido el disco?estaria bien compararlo

    ResponderEliminar
  3. Para mi es de los peores discos de los Chili Peppers, sino el peor, es para echarse a llorar, escuchar "blood sugar sex magic" o la fuerza de las guitarras de Dave Navarro en "one hot minute" y después este "the getaway" y porque reconoces la voz sino perfectamente puede pasar por otro grupo, no me destaca ninguna canción. De pena, decepción total.

    ResponderEliminar
  4. ya desde el stadium arcadium, el grupo se ha ido al peo. Luego para colmo se largo John y el grupo termino de irse a la mierda. yo los descubri con Californication, y cuando pienso en los red hot, solo pienos en ese disco y alguna cancion suelta de los anteriores y del By the way. Una pena,pensaba comprar entrada para el concierto en madrid, pero me alegro de no haberlo hecho

    ResponderEliminar
  5. Es verdad que no hay ningún temazo tipo Dani California, Can't Stop y demás, pero yo lo veo un disco bastante salvable y muy RHCP. Dark Necessities me parece una digna sucesora de Californicaton sinceramente, sus estribillos nunca se han caracterizsdo por ser explosivos y aquí es lo que han dado. Me quedo con We Turn Red, Go Robot y Goodbye Angels.

    ResponderEliminar
  6. Si escuchas un disco con un estilo completamente nuevo de los rhcp, mucho mas pop, esperando un bssm 2.0 (de casualidad, las canciones a las que diste una critica buena lo hiciste por parecerse al material viejo) es obvio que vas a salir decepcionandote. Curiosamente todas las criticas totalmente negativas al disco son de gente que no puede superar que la banda haya cambiado y compara absolutamente todo con los temas del pasado. El cambio de estilo muchas veces es una excusa, pero en este caso describe perfectamente lo que sucedio con el disco, no podes comparar estilos pasados con el actual. Esperaba una critica objetiva pero me encontre con otro nostalfag de lo viejo, que lastima.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno si lo miras desde el lado de que la banda ha cambiado yo sigo diciendo que el disco es malo. En el disco "californication" ya tenían este estilo mas popero pero había grandes temas a destacar, como pueden ser "Around the world" "Parallel Universe" "Scar Tissue" "Get on top" o "Right on time", los temas de el disco actual para mi carecen de alma, no dicen nada y coincido plenamente con la critica, de salvar algún tema "Dreams of a samurai"

      Eliminar
    2. a ti quien te dice que yo no puedo superar que la banda hay cambiado ?tu eres el tipico entendidillo que como se describe en la crítica que en vez de decir que un disco es malo lo llamas evolucionar...y porque no se puede comparar estilos pasados con lo actual?por que tu lo dices?acaso es una regla?a ti te gusta este disco que es malo de cojones?bien por ti,pero el que no eres objetivo con el disco eres tu...para mi la critica es muy objetiva

      Eliminar
  7. Gracias a la vida que dejaron la época BSSM y Californication/By the way, los dinosaurios onda AC/DC que se estacan el la conformidad de haber encontrado EL sonido aburren y mucho. Es la peor crítica que leí hasta ahora, ningún argumento musical y mucho prejuicio. A estudiar señores.

    ResponderEliminar
  8. Jaja, asco de critica. Sabes algo de producción? No, claro, si ni siquiera sabes que Rick rubin produce a Justin por que? Porque se fue al carajo como productor. Danger Mouse hizo excelente trabajo, y tu lo llamad pésimo. No tienes idea de lo que es musica. comprate un par de orejas loco.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. tu si que no sabes lo que es producir un álbum,enterate antes de hablar

      Eliminar
  9. Leo esto y pues cada quien es libre de expresar si le gusta o no el disco the getaway eso esta claro y lo q mas claro esta es q los q hemos escuchado todos los albumes todas las canciones de los rhcp sabemos q este album no es lo q esperabamos es un buen album para alguien q le gusta el rock en general pero no es lo suficientemente bueno para un verdadero fanatico de los rhcp como en este caso el q escribio la reseña se nota es un chili pepper de corazon q le pide mas a su banda comparandolo con toda la trayectoria de los chili peppers se queda corto el album ya haciendo un analisis individual del album es bueno sin llegar a sobresalir.

    ResponderEliminar
  10. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  11. Las aguas turbulentas siempre les vino bien a los Peppers, idas y venidas en su formación (sobre todo de guitarristas) hacían de cada nuevo álbum algo excitante, diferente. Pero el último cambio de guitarrista me parece un golpe mortal: no tiene fuerza ni carisma, bastante tímido, aparte de que no hay "intros" memorables, ni riffs asesinos. Y eso en una canción de los Peppers es imperdonable. ¡Incalculable cuántos chavales de 15 años se vieron tentados a aprender a tocar la guitarra después de escuchar "Funky Monks" o "Scar Tissue"!.
    No digo que tenga la culpa el, desde luego, también creo que Antohny componiendo no está muy fino... pero de estos dos últimos discos hay muy poquito rescatable. Dos discos en 10 años y siendo los Peppers hay que exigir más, mucho más.

    Saludos

    ResponderEliminar
  12. Objetivamente es un disco bastante flojo, dejando al margen el cambio de productor y de "estilo" siguen siendo los Peppers y todos los que les seguimos de hace muchos años no podemos decir que es un buen disco. Creo que puedes disfrutarlo o recatar canciones que no están mal pero no es un buen disco. Ser muy fan de un grupo no significa decir que todos sus discos son obras maestras. El anterior y este están por debajo del nivel que se les debe exigir y no sé de quién será la culpa pero el cambio de guitarrista algo tebdrá que ver digo yo.

    ResponderEliminar
  13. Este disco no me termina de cerrar pero el anterior después de escucharlo un par de veces me encantó y más aún para tocarlo con el bajo desde que empieza hasta que termina!
    Volviendo a este disco no pueden estar 30 años haciendo lo mismo, está muy bien que quieran explorar otras cosas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. nadie pide que esten 30 años haciendo lo mismo ,pero si llevan 10 sonando como ahora,o no te acuerdas del anterior álbum?????????

      Eliminar
  14. No coincido con la critica, para mi es un excelente album. No podes estar esperando que hagan toda la vida lo mismo, si fuera asi, los estarias criticando por hacer un californication 2.-

    ResponderEliminar
  15. A mí el disco me gustó mucho. De hecho me encanta que estén buscando nuevos sonidos, y no se dejen estar con la misma onda siempre. Respeto tu crítica pero no la comparto, cada uno tendrá su opinión, y a mí me gustó el disco. Abrazos

    ResponderEliminar
  16. Me da pena ver comentarios tan negativos de este disco....

     No voy a acusar a esa gente que lo ve así de que son personas nostálgicas ni nada por el estilo, sino más bien voy a a dar la verdadera versión de este disco:

     Esunajoyad álbum? No, no el mejor
     Es innovador? Y aquí la clave: lo es, pero más bien para las nuevas generaciones, las venideras, y esto es lo importante. Las que vengan escucharán ahora este y les inspirarán. Esto es lo mejor, dejar un legado para la nueva música que se avecina: sí, la nueva era va muy por la vía de este álbum, a pesar de que no capte la esencia entera.

     En este trabajo escuchamos canciones que se pudieron explotar de muchas maneras diferentes, digamos "exprimir". Pero al decir esto no quiero decir que tenga que ser cañero, y es que hoy día la gente confunde rockero, duro y heavy como en los anteriores tiempos con el sonido que pudo desarrollar la banda en este álbum. Los RHCP están demostrando saber adaptarse al entorno. Canciones como Goodbye Angels deben mejorarse pero The Hunter o Feasting The Flowers son joyas. No entiendo cómo nadie ha sabido valorarlas, debe ser por falta de conocimientos de técnica musical. Estas contienen semicadencias, un tipo de cadencia que se caracteriza por reposar en el acorde de dominante, generando sensación de irresolución total. Esto es algo poco usual. Es arte.

      Alguien quería caña? Ahí va otra joyita: Detroit. Conserva la energía tan buscada por la gente además de contener técnicas menos usuales armónicamente hablando, ya que pasa de modo mayor a menor buscando la brusquedad (en el estribillo) y viceversa (cuando lo normal es pasar solo de mayor a menor disimuladamente).
    Pero para mí otra aún más grande y hablando de complejidades armónicas es This Ticonderoga. Recuerdan a sus "mejores tiempos" pero es incluso mejor que la anterior porque le meten los toques actuales suyos. Con esto me refiero al puente: una parte tranquila donde utilizan el paso directo hacia un sustituto tritono. Es espeluznante ver este recurso en una banda como los RHCP. Innovación, se están reinventando. Dreams of a Shamurai es excelente, brillante, y otra de las mejores joyas de los últimos años (y esperemos que por años sea así). Sorprende la complejidad métrica. Un 5/4 constante marcado con una buena línea de bajo con una parte bastante diferenciada de otra, en la que se cambia al 4/4 y se supone que es pegadiza. Quizá el mayor error cometido en esta canción sea haber intentado hacer una melodía pegajosa que la llevase la voz, pero para mí que lo único que lograron fue que el bajo se llevase este papel (¿A quién se le ha ido de la cabeza la línea que desempeña este intrumento?). Como errores destacados: producción. Esta falla aquí y en algunos aspectos a lo largo del disco. Ya los comentaré. El tema llega al clímax al final, tal como debía de ser. Buenos coros que le dan cada vez más ambigüedad métrica y que ayudan a cambiar de un 5/4 al 4/4. Esta es la parte musical más compleja, que requiere de gran habilidad a la batería y al bajo. El batería está de 10. El bajista parece confundirse por un momento pero logra adaptarse a la nueva métrica con éxito. Quizá esperaba un punto final no tan previsible como el que luego acontece. Con todo, la cancion es, como dije, una pasada.

     Ahora, prosigo con integrantes.
     Anthony Kiedis peca de repetirse utilizando los mismo licks. No obstante logra buenas interpretaciones vocales para lo que es su voz. Destacamos su habilidad creciente por temas: Goodbye Angels, Detroit (madre mía lo que le tuvo que costar afinar en el estribillo) pero finalmente está enfrentándose a su mayor desafío en The Hunter, donde podía haberlo hecho mucho mejor, seguro.

    ResponderEliminar
  17. Flea es víctima de los errores de producción: a veces su bajo está sepultado. Gran músico con grandes líneas.

     Chad no muestra su habilidad como podía haberlo hecho. Solo le da duro en Dreams of a Shamurai. No obstante, tiene un papel importante en el desarrollo de las bases rítmicas. Ha aprendido a manejar las cajas de ritmo, aunque no se les preste mucha atención. Así lo quiso producción

    ResponderEliminar
  18. Josh se ha adaptado definitivamente. Con la gira venidera cogerá aún más confianza, lo que le otorgará mayor protagonismo. Su actuación con guitarra se basa más bien en crear atmósferas complicadas, lo que supone no darle mucho protagonismo a la guitarra, ya que en muchas canciones solo importa la mínima reverberación posible procedente de esta.

      El mayor error es la producción. Se nota el cambio en su dirección. Muchos de los aspectos desfavorables del disco (que el bajo de flea desaparezca unas decimas de segundo después de la guitarra al final de ciertas canciones, que se cuelen sonidos como el de una persona tosiendo (presente en The Hunter) o simplemente la sola presencia a veces de dos instrumentistas) es en parte deseo de esta.

      Como álbum, es una gran pieza. Algo positivo es que invita a escucharlo una y otra vez. Nunca te llegas a cansar. Marca el camino escogido por la banda, que obviamente será seguido en los años venideros. Josh puede siempre aportar un poco más, pero está demostrando el papel que quiere tener, o sea que no se espera mucho cambio. Lo más importante es la maduración como músicos. En mi opinión la están completando. El hecho de tener a Elton John en dos pistas dice mucho. Este artista no se junta con cualquiera, y es obvio que la banda no iba a sacar ningún Mother's Milk, algo que se veía venir cuando anunciaron que Elton estaría presente en el álbum. Si siguen este camino, seguirán prosperando musicalmente, independientemente de si no lo hacen comercialmente (aunque este aspecto es importante para los proyectos musicales). Si continúan aumentando su complejidad musical, quién sabe adónde pueden llegar. Están en el momento adecuado para lanzar una verdadera obra de arte. Es este su preludio?

    ResponderEliminar
  19. acaso nadie se acuerda que ya hace 5 años con aquel I'm With You,hicieron exactamente lo mismo ?algunos no entienden que ya llevamos 10 años oyendo el mismo tipo de cambio musical por parte de RHCP????supongo que al que le guste este le gustara el anterior,por que van en la misma honda....salvo que el anterior tenia mejor produción que este.....

    ResponderEliminar
  20. El que hizo esto no tiene una mierda de idea

    ResponderEliminar
  21. Ufff... creo que estás enojado con la banda o algo así
    Seguís opinando lo mismo del 15 de junio a esta parte?
    Porque a mi me pasó de tener una primera impresión muy plana del disco. Pero con el correr de los días fui descubriendo cosas geniales, llegando los momentos para escuchar cada tema en particular. Y la verdad me encantó.
    "The Hunter" y "The longest Wave" y "Dreams of samurai" son una obra maestra. Y si querés temas pegadizos y comerciales tenés Dark Necessities, Go Robot, Sick Love, Goodbye Angels.
    Con carga emocional tenés Feasting of flowers recordando al gran Hillel, el mismo The Hunter hablando de Blackie y Encore.
    Y de esos que a todos los pepperos le van a gustar tenés Detroit, We turn Red, This ticonderonga
    Sinceramente el que menos me gusta es The Gateway.

    Si seguis extrañando a John te digo, a juzgar por su trabajo solista y las guitarras con las que experimenta, si el hubiera estado hubiera sido bastante más diferente. Josh hace un excelente trabajo a mi modo de ver y vocalmente es muuuuy superior, se nota en los vivos.

    Te quejás de que AK canta igual pero vos pretendés seguir escuchando BSSM o a lo sumo Californication. Vamos, no van a hacer 30 años lo mismo!

    ResponderEliminar